04
Apr
13

Sala de lo Constitucional. Una derrota anunciada

EL SALVADOR

Ha circulado en los mail de la cibernética mesa de redacción de La Columna Vertebral, un requerimiento enviado por un conocido lector nuestro que prefiere no ser identificado.

El asunto es recomendar a los integrantes de esta mesa, evitemos caer en la comodidad e irresponsabilidad de ofrecer información anacrónica o desfasada como la, según él, aparecida en la, antes de ésta, columna a cargo de Ahmed Goliath (marzo 30), en la que se asegura que en el marco del conflicto entre la Asamblea Legislativa y la Cámara de lo Constitucional, dos de los tres magistrados electos a la Corte de Cuentas de la República por esa Asamblea (los provenientes de las filas de Arena y del fmln), declaraban actitud de someterse al fallo de la Sala, repecto a la impugnación de su elección.

La demanda de nuestro lector se basa en que los noticieros con fecha 4 de abril destacan que los tres magistrados impugnados (Trejo, Bernal y Aguilar), no sólo se encuentran ocupando sus despachos en la CCR, sino que se declaran dispuestos a persistir en esos hasta lograr revertir lo fallado por la Sala. El abogado Javier Bernal (fmln), uno de los impugnados, se encuentra incluso llevando a cabo un frenético cabildeo ante los miembros de las otras salas de la Corte Suprema de Justicia, a fin de convencerlos de que sean ellos los encargados de llevar a cabo la legalmente imposible tarea de revertir el fallo de la Sala de lo Constitucional.

Aunque no somos profesionales en el oficio quienes damos vida a La Columna Vertebral, y sólo pretendemos una opinión ciudadana, nos declaramos en acuerdo con nuestro amigo lector en cuanto a apegarnos en lo mayormente posible a la coherencia de la sucesión de los hechos.

Admitimos por ello que la supuesta inexactitud señalada por el aludido amigo lector, no se debe a anacronismo o desface alguno por parte de nuestro colega Goliath. Más bien se debe a la variante táctica empleada hoy por los partidos políticos a fin de enfrentarse a la Cámara de lo Constitucional.

Tal variante es la de que las cúpulas partidarias declaran estar dispuestas a acatar el fallo de la Sala, a la vez que dan carta blanca a sus miembros impugnados para mantenerse en rebeldía y maniobrar personalmente con la inoficiosa pretención de burlar la inapelable sentencia de que son objeto.

De nuevo pues, se unifican los partidos políticos de El Salvador (desde Arena hasta el fmln) alrededor de el objetivo reaccionario, políticamente de derecha, antidemocrático, y como tal, tendiente a la imposición dictatorial de dar al traste con la endeble institucionalidad de nuevo tipo que pugna por germinar en este país a partir de los Acuerdos de Paz.

Asistimos en El Salvador al último capítulo de la absorción de la cúpula efemelenista al sistema, y al increible fenómeno de la derechización de la totalidad del espectro político representado en el parlamento.

La batalla que marcará el devenir de El Salvador por el siglo XXI está servida.

Por un lado, la Sala de lo Constitucional de la Corte Suprema de Justicia, encarna la legítima aspiración de, a través de fortalecer la institucionalidad estatal, recuperar espacios políticos y vitales a favor de la sociedad civil, en repuesta a una partidocracia absolutamente corrupta empeñada en mantenerse como histórico instrumento de la especulación económica, la ilegalidad y la ilicitud de las actividades oligárquicas; y que no da visos de regenerarse.

La sociedad civil necesita imperiosamente esos espacios políticos y vitales para acometer las indispensables tareas abandonadas por el Estado como son, la lucha contra la pobreza y en favor de empleo y salarios dignos; la recuperación del equilibrio natural del territorio salvadoreño; el saneamiento y rescate de las fuentes de agua para el pueblo; dar forma concreta a la seguridad alimentaria del país; un claro paro a la minería metálica; prevención ante el Cambio Climático Global; el saneamiento mismo de la institucionalidad estatal y del juego democrático, etc …
Por el otro lado, los partidos políticos, cada vez más unificados y absorbidos por la finalidad de sumarse a las política emanadas del gran capital que les obligan a un injusto orden de cosas en desfavor del pueblo llano como son, el libre mercado de armas, el Tratado de Libre Comercio; la dolarización de la economía; la parálisis de la agricultura; la farsa de la lucha antidrogas; el envío de tropas nacionales como carne de cañón al extranjero, etc…

En este marco, una institucionalidad estatal estable y honesta como es hoy por hoy, la mayoría calificada de la Cámara de lo Constitucional, es el peor escollo que pueda anteponerse al rumbo emprendido por los partidos políticos de El Salvador en beneficio de las viejas y las nuevas oligarquías productos del nuevo statu quo post Acuerdos de Paz.

La batalla planteada promete sin embargo otro serio revés histórico para el pueblo y sus ambiciones de justicia, pues la actual Sala de lo Constitucional conservará su capacidad de lucha como institución, con límite de tiempo, únicamente mientras dure su mandato del que ya ronda aproximadamente la mitad. Los partidos políticos por su parte, son organismos mucho más longevos y su perversidad es tal que sobre la base de la actual experiencia, se cuidarán mucho de elevar a las futuras magistraturas institucionales, verdaderos títeres antes que a personas de criterio civil, honestas e independientes.

Pero ¿cuáles serían las causas subyacentes detrás de el repentino cambio de opinión de los “magistrados” impugnados en cuanto a, un día declararse dispuestos a acatar el fallo de la Sala, y al día siguiente, contrariamente a lo aparentado por sus respectivos partidos, optar por un giro personal de noventa grados?

Se trata con seguridad que estamos ante el típico funcionario estatal salvadoreño que, como Silvia Aguilar, se declaran sin ambages dispuestos a despojarse de la chaqueta partidaria con la misma facilidad que se despojan de cualquier otra prenda de vestir, con tal de acceder a las fuentes mismas del poder y de la sinecura.

Urías Eleazr


0 Responses to “Sala de lo Constitucional. Una derrota anunciada”



  1. Kommentera

Kommentera

Fyll i dina uppgifter nedan eller klicka på en ikon för att logga in:

WordPress.com Logo

Du kommenterar med ditt WordPress.com-konto. Logga ut / Ändra )

Twitter-bild

Du kommenterar med ditt Twitter-konto. Logga ut / Ändra )

Facebook-foto

Du kommenterar med ditt Facebook-konto. Logga ut / Ändra )

Google+ photo

Du kommenterar med ditt Google+-konto. Logga ut / Ändra )

Ansluter till %s


april 2013
M T O T F L S
« Mar   Maj »
1234567
891011121314
15161718192021
22232425262728
2930  

%d bloggare gillar detta: