05
Dec
15

Expropiar hasta calcetines y calzoncillos!

Según datos de información periodística, la ley de probidad fue creada a mediados del siglo pasado, pleno régimen de coroneles y golpes militare.

Y a pesar de que desde antes de esa época las grandes fortunas oligárquicas de El Salvador se originaron y acrecentaron sobre el descarado desfalco del erario público por parte de los gobernantes de turno y la clase política en general, el caso del expresidente Francisco Flores, es apenas el segundo que va a juicio, después de Carlos Perla, expresidente, éste, de la Administración de Acueductos y Alcantarillados, quien se hizo inmensamente rico, malversando de muchas formas la Administración a su cargo.

Al mismo ritmo que el expresidente de ANDA se enriquecía, crecía el déficit del servicio de agua en perjuicio de las comunidades pobres, y el sistema de acueductos y alcantarillados del país, se sumergía en gran crisis de deterioro. Estos elementos que hubiesen aumentado la pena del imputado, no fueron tomados en cuenta por la fiscalía.

Perla cumplió de manera muy abreviada la condena de que fue objeto, consecuencia de la benevolencia mostrada hacia él por el aparato judicial del país. Este aparato confiscó de manera simbólica algunos bienes a nombre del hoy exconvicto, pero le permitió conservar la mayor parte de su mal habida fortuna, por lo que este delincuente de cuello blanco, salió de la cárcel diciendo que perdonaba a quienes lo dañaron, disponiéndose enseguida, a vivir la vida de un pensionado millonario.

Es muy posible que el caso Francisco Flores nos depare la sorpresa que el juicio desemboque en una sentencia absolutoria. Hay indicios de ello.

El expresidente salvadoreño es acusado de desviar, durante su mandato, $10, 000,000 donados por el gobierno de Taiwan destinados a resarcir a víctimas de desastres recientes. Desvió ese dinero hacia cuentas controladas por el partido ARENA en el exterior, intentando en ello lavar y luego ingresar la mitad de esos dineros a la cuenta del Centro de Estudios Estratégicos de este oligárquico partido político, quedando la otra mitad bajo el control personal del expresidente de la república.

El primero de aquellos indicios es que toda la información investigativa con que contamos nos dicen que Flores es apenas el visible eslabón de una larga cadena que implica a la alta dirigencia del partido ARENA. Los demás eslabones de esa cadena, sin embargo, no fueron mencionados en la fase de instrucción, por lo que únicamente Flores aparece como responsable del hecho delictivo.

La estrategia de la defensa pareciera ser en el menos peor de los escenarios, sacrificar a Francisco Flores para salvar al COENA (la cúpula arenera). Con ésto se evitaría la muerte política del partido ARENA, aunque le sería imposible evitar su tercera muerte moral. Las dos anteriores las sufrió con la muerte de Oscar A Romero y con el asesinato de los hermanos jesuitas.

La presión ejercida sobre los jueces que llevan el caso no es visible en su mayor parte, pero debe ser inmensa. Los abanderados del neoliberalismo internacional están pendientes de que el expresidente Flores aparezca como una inocente víctima de la persecusión política del partido en el poder y sus aliados.

Una eventual condena de Francisco Flores, por leve y benevolente que fuese, significaría un sensible golpe al neoliberalismo global. El expresidente salvadoreño es alumno meritísimo de José María Aznar quien es padre político de Mariano Rajoy; y máximo dirigente (desde las sombras) del Partido Popular, español.

Aznar fue miembro del tristemente célebre trío de la Islas Azores (George Bush, Aznar; Tony Blair), quienes al pretexto que Sadam Hussein se hacía con la bomba atómica, lanzaron la guerra de rapiña que hasta el día de hoy sumerge al oriente medio en una desestabilización tal que ya se extiende hacia el corazón mismo del mundo occidental, con imprevisibles resultados.

Para el FBI estadounidense cada vez es más seguro que la reciente masacre de San Bernardino, California, en donde fueron muertos 14 trabajadores y heridos 17, fue perpetrada por partidarios del llamado Estado Islámico.

Según exaustivas investigaciones periodísticas y judiciales, los cinco millones de dólares desviados hacia la cuenta del Centro de Estudios Estratégicos de ARENA sirvieron para financiar la campaña política que llevó a la presidencia a Antonio Saca.

Queda demostrado una vez más que los grandes millonarios de El Salvador, tienen profundamente arraigada la cultura de robar los dineros estatales que bien podría servir para eliminar la pobreza en este país; por tanto en absoluto es absurda la idea que tiene que venir el día, que a los oligarcas salvadoreños, este pueblo tenga que expropiar hasta de calcetines y calzoncillos!

Froilán Sánchez


0 Responses to “Expropiar hasta calcetines y calzoncillos!”



  1. Kommentera

Kommentera

Fyll i dina uppgifter nedan eller klicka på en ikon för att logga in:

WordPress.com Logo

Du kommenterar med ditt WordPress.com-konto. Logga ut / Ändra )

Twitter-bild

Du kommenterar med ditt Twitter-konto. Logga ut / Ändra )

Facebook-foto

Du kommenterar med ditt Facebook-konto. Logga ut / Ändra )

Google+ photo

Du kommenterar med ditt Google+-konto. Logga ut / Ändra )

Ansluter till %s


december 2015
M T O T F L S
« Nov   Jan »
 123456
78910111213
14151617181920
21222324252627
28293031  

%d bloggare gillar detta: