06
Mar
16

Si no he regresado cuando salga el sol

El mundo es la metáfora de un verso terrible.

Cierro el puño

y queda allí

encerrada la luz

o la oscuridad

que me acompañan

desde el primer día.

 

La estupidez

de que el hombre es capaz

puede gravitar

sobre el leve instante

de una conversación telefónica.

 

A tí me quejo viento del sur

que aireas las cuitas

que no tienen remedio:

bebe mi sangre el patrón en la maquila

y afuera roban

el pan de mis críos

las pandillas callejeras.

 

Mete su mano a mi bolsillo el alcalde

en el orinario público.

 

Hay un zentzontle de alas quebradas

que trata

de rescatarme del insomnio.

 

De pronto

he perdido la noción del horizonte!

 

En qué olvidado jardín

floreció

la rosa de mis vientos ?

Es tarde para saberlo.

 

Si no he vuelto a la hora del amor

no llores.

di un verso al aire

para que lo lleve el viento

a los confines.

 

No puede ser de otra manera.

Es la historia de los pobres.

 

Si no vuelvo al salir el sol

siembra una flor ahí

donde el amor promete.

 

Y si aún no he regresado

al sol por segunda vez;

fructifique tu vientre otra semilla;

pero no llores.

 

Bien sabes

que la maquila

en lugar de esperanza

nos da la muerte.

de cada día.

 

Acéptalo,

pero cultiva en tu prole

rebeldía.

 

Abre bien los ojos del alma,

que el peor de los bandidos

viste traje de señorito

y se comunica por teléfono iPad.

 

Hoy las niñas de mi patria

no saben jugar a las rondas.

Juegan a desnudarse

ante las cámaras de Internet.

 

Sueñan a ser esclavas aherrojadas

por amarras de seda.

 

Hoy los niños de mi tierra

no saben jugar a las canicas;

juegan a quitarse la vida

unos a otros.

 

Ya no quieren jugar ”la vuelta del toronjil”.

Quieren ser policías o ladrones

 

Quién borró del diccionario

la justicia?

 

A cuenta de qué

ha concedido el Sistema

más poder al delincuente

que al pueblo honrado?

 

Ay! de los ríos asesinados;

van en su corriente negra

las vidas nuestras!

 

Atended taladores de bosques!

Sois el cáncer

a los pulmones de la tierra!

 

Ay de vosotros

industriales de la agricultura!

Prostituís la madre tierra!

Envenenais el vientre

que os dió la vida!

 

Qué funcionario

se apropió

de tu parcela

hermano campesino?

 

Regresan los pirómanos

después de incendiar tu casa,

a que les des de comer

otra vez

la tortilla

que tu mano amasa!

 

Barco al puerto arribado.

 

Marineras relaciones

dicen,

que al fondo del océano

ha abandonado el azul.

Ha tomado el extraño color

de las noches sin luna.

 

Ya no no es aroma de sal

el mar,

dicen.

 

Es la hedionda

excresencia

del planeta.

 

Ausentaron las estrellas

de mi firmamento.

Ladran los perros nocturnos.

Sigilosas

apariciones

se escurren

tras las sombras .

 

Ya no hay rocío

sobre las madrugadas

de mi huerto;

únicamente tempestades;

tampoco sol,

sólo penumbras.

 

A dónde mudó la esperanza ?

A dónde sus alas trasparentes ?

 

Galopan jinetes extraños.

Cabalgan corceles negros.

Llevan a grupas

los mismos fantasmas

de antaño.

Al verlos he comprendido todo.

Jamás el hombre

alcanza edad adulta.

Es un eterno niño

caprichoso;

avaro;

despiadado.

 

Un día de tantos

germinó en mí el amor

y amé

 

Amé al río, al bosque,

a la tierra toda.

Al ancho mar

y a mis hermanos.

A la mujer amé.

 

A toda especie

a los gusanos;

a los insectos…

 

En un principio supe que la vida es un tren.

Tarde vine a saber que no hay boleto de regreso.

 

Dicen a mí

los amos

de la economía y la política,

que no era de ese modo que se va

por los caminos de la vida.

Que no era la paz y el amor

la ruta a seguir.

Eso era solo

una cursi canción

de John Lennon

compuesta

con fines comerciales.

Ya he perdido la partida!

Que he errado el rumbo

yendo en sentido contrario

a la lógica de los negocios.

 

Sube un rumor de quenas y zampoñas

hacia las crestas de la cordillera.

 

Un caracol acerca el oído una niña.

Escucha el rumor del océano.

Sonríe,

porque el mar le dice mentiras,

no le quiere decir la verdad!

Que el otro lado del mundo

no es algún paraiso;

es tan solo otra versión

de la tétrica realidad nuestra.

 

Ay!

Niños que mirais la vida

a través de una consola de videojuegos!

 

Mujeres que asomais a la ventana

a barruntar lo que lleva el viento.

 

Hermanos míos que presentís

una bala; un puñal en el camino!

 

Vosotros que con todo candor

descartais la palabra insurgencia.

 

Cantad una canción de amor.

Recuperad la tierra yerma!

Sembrad ahí un árbol.

Pensad un verso!

Decidlo

enmedio de la noche oscura

o bajo la luz

de la luna,

si acaso,

disipada la madrugada,

no he vuelto a casa

cuando salga el sol.

 

Bien sabeis que el Sistema

y las pandillas callejeras

tienen copados

los caminos todos.

Y cada vez que el pobre

dice un adios a sus queridos,

es muy probable

que esté diciendo el adiós definitivo.

 

Lobo Pardo


1 Response to “Si no he regresado cuando salga el sol”


  1. 1 Sonia
    mars 26, 2016 kl. 4:01 f m

    Que sentido poema! Duele como la realidad que vivimos. Pero siempre hay una esperanza mientras existan humanos como tú. besos xx


Kommentera

Fyll i dina uppgifter nedan eller klicka på en ikon för att logga in:

WordPress.com Logo

Du kommenterar med ditt WordPress.com-konto. Logga ut / Ändra )

Twitter-bild

Du kommenterar med ditt Twitter-konto. Logga ut / Ändra )

Facebook-foto

Du kommenterar med ditt Facebook-konto. Logga ut / Ändra )

Google+ photo

Du kommenterar med ditt Google+-konto. Logga ut / Ändra )

Ansluter till %s


mars 2016
M T O T F L S
« Feb   Apr »
 123456
78910111213
14151617181920
21222324252627
28293031  

%d bloggare gillar detta: